Logotipo de Citas y Refranes.com
No alta
  
Inicio / Citas Famosas / P / PI i MARGALL, Francisco
PI i MARGALL, Francisco  PI i MARGALL, Francisco

Nació el 29 de abril de 1824 en Barcelona (España). Jugó un papel relevante en la vida política e intelectual española de la segunda mitad del siglo XIX, fue diputado en numerosas ocasiones tanto en las Cortes del Sexenio Revolucionario como en las de la Restauración, y asumió la cartera de Gobernación y después la Presidencia del poder ejecutivo en la efímera Primera República. Cursó estudios de derecho y se distinguió como historiador. Hasta 1847 trabajó en un banco y en ese mismo año se trasladó a Madrid. Ingresó en el Partido Demócrata (1849) y participó activamente en los hechos de 1854, publicando el mismo año La reacción y la revolución, en el que formula las bases de su republicanismo federal. Comprometido con la insurrección de 1866, su desconfianza hacia los progresistas le hizo exiliarse a París (1866-1868) donde conoció la obra de Pierre Joseph Proudhon, que tradujo. Su reformismo económico pro-socialista se contrapuso al individualismo liberal de Emilio Castelar, preconizando el intervencionismo estatal en la vida económica sin negar la propiedad privada. Después de la Revolución de septiembre de 1868 regresó a la vida política y jugó un papel destacado en la dirección del Partido Democrático Republicano Federal. Desde el Ministerio de Gobernación de la I República, disolvió las juntas locales y procuró restablecer los ayuntamientos. Asumió la presidencia de la República federal en una coyuntura muy difícil. Su negativa a reprimir con el Ejército a los cantonalistas le hizo dimitir. Abogó permanentemente por el federalismo frente a los nacionalismos burgueses de Cataluña y el País Vasco. Defendió la legalización de la Asociación Internacional de Trabajadores (AIT) en el Parlamento, que fue declarada ilegal después del golpe de Estado de Manuel Pavía. Cuando se restauró la monarquía, después de pasar por la cárcel y el destierro, se retiró de la vida pública. Volvió al Parlamento en 1886, donde defendió la independencia de Cuba. Su ruptura con el federalismo radical le aisló de la vida política catalana, pero desde Madrid siempre defendió el catalanismo. En 1901 era diputado a Cortes por Barcelona y presidente de los Jocs Florals. Murió el 29 de noviembre de 1901 en Madrid.
Fuente: (www.buscabiografias.com)

  Abrir comillasLas convicciones políticas son como la virginidad: una vez perdidas, no vuelven a recobrarse.Cerrar comillas
 
  ( Política ) 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase



1998-2016   Citas y Refranes.com, terminos y condiciones. Página generada en: 0,003 segundos