Logotipo de Citas y Refranes.com
No alta
  
Inicio / Citas Famosas / A / AYALA, Francisco
AYALA, Francisco  AYALA, Francisco

Francisco Ayala García-Duarte (Granada, España, 16 de marzo de 1906), escritor español. A los dieciséis años se trasladó a Madrid, donde estudió Derecho y Filosofía y Letras. En esta época publica sus dos primeras novelas, Tragicomedia de un hombre sin espíritu e Historia de un amanecer. Colabora habitualmente en Revista de Occidente y Gaceta Literaria. Reside en Berlín entre 1929 y 1931 durante el surgimiento del nazismo. Se doctora en Derecho en la Universidad de Madrid e imparte clases en la misma. Es letrado de las Cortes desde la proclamación de la República. El estallido de la Guerra Civil lo encuentra dando conferencias en Sudamérica, y durante la misma ejerce como funcionario del Ministerio de Estado. Al caer la República se exilia en Buenos Aires, donde pasa diez años trabajando y colaborando en la revista Sur y en el diario La Nación; cofunda la revista Realidad. Se traslada a Puerto Rico y desde esta isla a Estados Unidos, donde imparte clases de Literatura española en las universidades de Princeton, Rutgers, New York y Chicago. En 1960 regresa por primera vez a España. Desde entonces, vuelve todos los veranos y compra una casa. Se reintegra a la vida literaria. En 1976 se instala definitivamente en Madrid. Continúa su labor de escritor, conferenciante y colaborador de prensa. En 1983 pronuncia su discurso de ingreso en la Real Academia Española y hasta muy avanzada edad sigue escribiendo con plena lucidez. En 1990 fue nombrado Hijo Predilecto de Andalucía La crítica ha dividido generalmente la trayectoria narrativa de Francisco Ayala en dos etapas: la anterior y la posterior a la Guerra Civil. La primera etapa corresponde a antes de la Guerra Civil. Escribe Tragicomedia de un hombre sin espíritu (1925) e Historia de un amanecer (1926), que se inscriben en una línea narrativa tradicional. Con El boxeador y un ángel (1929) y Cazador en el alba (1930) aborda la prosa vanguardista. En ambas colecciones de cuentos predominan el estilo metafórico, la brillantez expresiva, la falta de interés por la anécdota, la fascinación por el mundo moderno. Tras un largo silencio, Francisco Ayala inicia su segunda etapa en el exilio con El hechizado (1944), relato sobre el intento de un criollo de entrevistarse con el rey Carlos II que formó parte en 1949 de Los usurpadores, libro compuesto por siete narraciones cuyo tema común es el ansia de poder. La historia sirve aquí para reflexionar sobre el pasado, a fin de conocer con mayor profundidad el presente. También en 1949 publica La cabeza del cordero, conjunto de relatos sobre la Guerra Civil, en los que presta mayor atención al análisis de las pasiones y comportamientos de los personajes que a la crónica de unos acontecimientos externos. Muertes de perro (1958) constituye una denuncia de la situación de un pueblo sometido a una dictadura, al tiempo que presenta la degradación humana en un mundo sin valores. El fondo del vaso (1962) es un complemento de la novela anterior, que está presente en este nuevo relato a través de los comentarios que de ella hacen los personajes. La ironía se convierte en el recurso central de esta obra, aunque una mayor comprensión hacia el género humano va sustituyendo al desprecio. En algunas ocasiones, como en El hechizado, se acerca al mundo existencial y absurdo de Franz Kafka, con una denuncia implícita de la inmoralidad y estupidez del poder. Después de estas novelas Francisco Ayala ha seguido publicando relatos, como los recogidos en El As de Bastos (1963), El rapto (1965) y El jardín de las delicias (1971) , libro que se basa en el contraste entre la objetividad satírica de la primera parte, «Diablo mundo», y el tono evocativo, subjetivo y lírico de la segunda, «Días felices». En 1982 apareció De triunfos y penas, y en 1988 El jardín de las malicias, donde recogió seis cuentos escritos en diferentes épocas de su vida. Gran importancia tiene también su obra ensayística, que abarca temas políticos y sociales, reflexiones sobre el presente y el pasado de España, el cine y la literatura. Ha escrito unas interesantes memorias: "Recuerdos y olvidos" (1982, 1983 y 1988). El 16 de marzo de 2006 cumplió los 100 años de edad. Es miembro de la Academia de Buenas Letras de Granada.
Fuente: (es.wikipedia.org)

  Abrir comillasEl verdadero ejercicio intelectual no consiste en seguir modas, sino en encararse con las dificultades de la propia época.Cerrar comillas
 
 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasLa libertad no es una fruta al alcance de todas las manos.Cerrar comillas
 
 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasLa patria del escritor es su lengua.Cerrar comillas
 
  ( Literatura ) 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasNada debe turbar la ecuanimidad del ánimo; hasta nuestra pasión, hasta nuestros arrebatos deben ser medidos y ponderados.Cerrar comillas
 
  ( Pasión ) 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasLos intelectuales somos muy reaccionarios, y son más reaccionarios los que presumen de progres.Cerrar comillas
 
 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasLas conductas humanas ligadas a la condición natural son, en el fondo, inmutables.Cerrar comillas
 
 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasLa novela es un género sin forma, porque en ella cabe todo.Cerrar comillas
 
 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasLa avaricia es la más desinteresada de las pasiones, ya que exige una abnegación, a veces, de magnitud heroica.Cerrar comillas
 
  ( Avaricia ) 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase

  Abrir comillasLa incompetencia es tanto más dañina cuanto mayor sea el poder del incompetente, quien, aunque otra cosa crea él, no siempre está asistido por serios aparatos de consejeros.Cerrar comillas
 
 
Votar MalaRegularNormalBuenaMuy Buena   
Frase



1998-2016   Citas y Refranes.com, terminos y condiciones. Página generada en: 0,015 segundos